“I will literally be the woman who lived in her shoes”

Si hay algo en el mundo que me apasiona, son los zapatos. No es ningún secreto que todas las mujeres en algún momento de nuestra vida desarrollamos una especie de relación amor-odio con nuestros tacones, algunas veces se cura, otras no. Realmente llega un momento en tu vida (o al menos ocurrió en la mía) en el que te das cuenta de que es imposible vivir a 10 centímetros del suelo, por muy bonito que pueda sonar. Vamos, seguro que incluso Victoria Beckham ha utilizado flip-flops en algún momento de su vida.

Es la eterna historia de amor sin final feliz. Perfectos, preciosos, te sientes más elegante, más estilizada, la gente los alaba… pero dentro de tu mente hay una vocecilla que te ruega que vuelvas a casa para descalzarte, y a la mañana siguiente, mirarás tus zapatos de reojo con cierto odio, e incluso miedo. Pero el tiempo y la admiración por ciertos pares son la lobotomía más eficiente que existe, y tarde o temprano… la historia sin final feliz se repite.

Asi que en un alarde de masoquismo “escarpil”, he aquí las piezas de las colecciones de Otoño/Invierno 2010 que serán protagonistas de mis historias de amor imaginarias.

Estos son de Alaia, valga la redundancia.

Balenciaga, en boca de todo el mundo. Impresionantes. Cómo de ponibles, eso ya es otra historia.

Raphael Young, bien sabido es que es uno de mis favoritos.

Rodarte, esta vez con el tacón iluminado. Atrás quedaron las deportivas con destellos.

Lanvin, siguiendo la tendencia de los zapatos “peludos”.

Christian Siriano, escultura en un tacón.

Brian Atwood, uno de los protagonistas de historia de amor que me quitan el sueño y el dinero.

Mc Queen. Te echaremos de menos, artista.

Pasquale Fabrizio, como se dice aquí, el “craftsmanship” más delicado.

Alexander Wang, clásico con un twist.

Imposible quedar infiderente ante estos caballeros, cada uno dentro de su propio estilo pero todos y cada uno de ellos con las palabras “arte” y “dolor” escritas en su etiqueta. Qué débil es una para algunas cosas…

Anuncios

2 comentarios

  1. Sí, me duró toda la noche intacta! Lo único es que no sabía muy bien cómo dármela y creo q cogí mucha…pero bueno, luego lo quité fácilmente 🙂
    Estoy enamorada de e.l.f…sobre todo el labial, super cremoso!

    Un besotee

    Me gusta

  2. ¡Me he enamorado de los de Pasquale Fabrizio! Tan rockeros y “chic” al mismo tiempo =P Y también me ha gustado mucho tu blog, así que me seguiré pasando…No lo dejes =)! un besito!

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.