Life in plastic, is fantastic

Una de las cosas que más me gusta de la moda es que tarde o temprano puedes acabar por recuperar ropa y complementos de épocas pasadas. Realmente espero no tener que rescatar mis pantalones de campana y mis plataformas. Pero la verdad es que hace unos años, es más, antes de venir a Londres, jamás habría pensado que la ropa de hace tres décadas de mi madre me interesaría en absoluto, y mucho menos que se me ocurriría ponérmela. Y ahora, estoy deseando rebuscar en el baúl de los recuerdos de mi madre, donde más de una vez he encontrado piezas que más que a la moda, podría decir que son incluso avant-garde.

Y creo recordar casi seguro que mi madre tenía una de estas pulseras en alguna parte… Ésta en concreto me la he comprado hace poco (otra vez, en Ebay, mi querido recurso) y creo que me llegará dentro de poco. Y de hecho estoy pensando en customizarla e incrustarle unos cuantos brillantes diminutos, ya que es bastante opaca y quiero que tenga un poco de destello y que reproduzca (aunque sea de forma sutil) el “efecto hielo”.

Creo que este tipo de complementos es muy fácil de llevar y combinar:

La verdad es que los zapatos transparentes no me acaban de convencer. Creo que personalmente, me sentiría un poco “stripper” con unos zapatos de plataforma y tacón transparentes… aunque creo que si los zapatos fueran más o menos discretos y tuvieran solo el tacón transparente, quizás estaría dispuesta a “give it a go”. Quién sabe. Creo que peores riesgos he corrido en cuanto a moda se refiere, y aquí estamos.

¿Os gustan?

Fotos: Vogue

Anuncios